• 10 claves del discurso de Ito Bisonó sobre el Presupuesto Nacional

    Según Latinobarometro el 60% de los dominicanos dicen que los ingresos no les alcanzan para cubrir sus necesidades.

    Los dominicanos, con mucho sacrificio, se ven obligados a hacer todo tipo de diligencia para a penas sobrevivir cada mes con los pocos recursos que reúnen.

    Los gobiernos, de los últimos 17 años han abandonado la responsabilidad fiscal, aquella que fue incluso plasmada en la Estrategia Nacional de Desarrollo y que ha brillado por su ausencia en las diferentes administraciones.

    Mientras las recaudaciones tributarias llegan a un 12% del Producto Interno Bruto (PIB), el gasto suele ascender a entre 17 y 20%, acudiendo entonces al financiamiento para cerrar esa gran diferencia, aumentando asi nuestros compromisos en materia de deuda externa.

    Lo que no se ha estancado es la deuda pública, el Partido Reformista en el año 1996 después de abonar 679 millones de dólares y dejar la economía saneada dejó la deuda en 3,800 millones de dólares, la cual el PRD hoy PRM duplicó hasta 7,420 millones en el cuatrienio 2000-2004, luego, en el pasado gobierno del PLD, esta se triplicó hasta 23,000 millones de dólares de 2004 a 2012 y hoy estamos en 39,000 millones.

    Tenemos frente a nosotros la oportunidad de aplicar las reformas que urgen en nuestro sistema de modo que podamos sanear la administración pública, fortaleciendo su institucionalidad, eficientizando los recursos disponibles y ofrecerle a la gente de los servicios que merecen.

    Necesitamos una verdadera reforma fiscal integral, que amplíe la base tributaria, reduzca los impuestos, simplifique los trámites, incentive la formalidad y elimine los privilegios tributarios.

    Ya no tendremos que golpear más a la clase trabajadora, que con mucho esfuerzo tiene que pagar las elevadas tasas actuales en los impuestos al consumo, disminuyendo de manera notable su poder adquisitivo, perdiendo muchas veces su condición de clase media.

    Tenemos que sincerizar los aportes pero para ello, hace falta transformar el Estado, reordenar el gasto público, cortando los gastos innecesarios y priorizándose en que se gasta.

    República Dominicana se ha vuelto el país del “después”. Siempre dejamos las reformas para más tarde, para otro momento, para otra coyuntura, para otro cuatrienio. Pero toca ser el país del “ahora”. Controlar el endeudamiento ahora, reforma tributaria integral ahora, ley de responsabilidad fiscal ahora. Después, será muy tarde, ahora, es tiempo de acción.

  • ​Ito Bisonó se reúne con el secretario general de la OEA en Washington

    El pre-candidato presidencial por el Partido Reformista Social Cristiano, Ito Bisonó, se reunió en la sede de la Organización de Estados Americanos (OEA) (Washington D.C.) con el secretario general del organismo, Luis Almagro, con quien trató diversos temas regionales.

    El diputado expresó su preocupación ante las serias acusaciones de irregularidades electorales durante las últimas elecciones regionales en Venezuela, celebradas el pasado 15 de octubre, las cuales han sido desconocidas por la mayoría de partidos opositores, indica una nota de prensa.

    Manifestó la importancia de la observación internacional independiente, así como reformas que permitan mayor transparencia electoral y una participación en igualdad de condiciones de todos los actores políticos.

    “La situación de deterioro democrático e institucional en Venezuela se encuentra en un punto muy crítico en que las acciones de la comunidad internacional tienen peso importante. Quienes creemos en la libertad y la paz, debemos poner de nuestra parte para ayudar a ese país, históricamente solidario cuando los demás pasamos por momentos oscuros de nuestra vida republicana. No podemos permitir la normalización de los abusos, persecución y proscripción de las voces disidentes.”  Manifestó el dirigente político durante su intercambio con Luis Almagro.

    Durante la gestión actual de la OEA, el tema venezolano ha sido uno de los que ha generado mayor discusión en el seno de su Consejo Permanente. 18 países miembros, entre los que se destacan Argentina, Canadá, Chile, Estados Unidos, México y Perú, han promovido sanciones contra el gobierno de Nicolás Maduro, como la aplicación de la Carta Democrática Interamericana y algunos de estos ya han implementado medidas económicas y retiro de embajadores, indica la nota.

    “En este momento, hay alrededor de 430 presos políticos en Venezuela, una gran parte de estos siendo juzgados en tribunales militares a pesar de tratarse de civiles. Durante las protestas en el año 2017, más de 150 personas, en su mayoría jóvenes, perdieron la vida y cerca de 2,000 resultados heridos en enfrentamientos con los organismos de seguridad oficial”, dice

    “Del mismo modo, hay que tomar en cuenta el éxodo migratorio de venezolanos hacia otros países de la región que de por si ya tienen una fuerte presión en este sentido y sus efectos en la economía como lo es el caso de la propia República Dominicana con Haití. Mientras permitamos que esta situación siga deteriorándose, los efectos se seguirán sintiendo en todo el continente”, adujo Bisonó.

    Por su parte, el secretario general de la OEA agradeció el compromiso democrático de Ito Bisonó y su especial atención a estos temas, compartiendo su preocupación. Reiteró su posición de apoyo al retorno de la institucionalidad en Venezuela y llamó a mayor colaboración entre los sectores democráticos latinoamericanos en apoyo a la libertad en el país sudamericano.

     

  • Despertemos de esta pesadilla con orden y trabajo

    Hace unas semanas, acompañé a una destacada dirigente de mi equipo político en Cristo Rey al triste velorio de su hijo menor, quien con tan solo 19 años de edad perdió la vida a manos de la violencia que azota nuestras calles. Fue un momento desolador y, de manera muy dolorosa, me marcó la conversación con el hermano mayor, quien devastado por la pérdida, me dijo “Él era nuestra esperanza”. De origen humilde, se trataba de un estudiante sobresaliente, que a pesar de llevar poco tiempo cursando la carrera de Ingeniería en Sistemas, ya mostraba tener un promisorio futuro por delante, el cual llenaba de orgullo a familiares y amigos. Futuro que ya no será posible, pues una noche, resistiéndose a un atraco, le fueron arrebatadas todas sus posibilidades, muriendo al ser baleado por los delincuentes que le robaron a la comunidad una brillante promesa.

    Esta realidad nos dice que vivimos en una sociedad de pesadilla, porque a quien sueña, muchas veces lo terminan matando. Como esta historia, hay muchas que me ha tocado ver, acompañando por el país a personas cercanas que pierden familiares, fruto de la violencia sin sentido. Cada vez, resulta más doloroso ver a padres sufriendo, hermanos enlutados y comunidades sintiéndose hundidas en la desesperación. Más aún, cuando se ve que antes de mejorar, pareciera que nos estancamos, o que peor aún, retrocedemos.

    República Dominicana es un país con muchos problemas. De desempleo, pobreza, debilidades en educación, falta de agua potable, salud, electricidad cara y deficiente, pero ninguno de estos se coloca encima de la inseguridad en las encuestas que se realizan. Esto, porque se trata de un flagelo que amenaza a todos por igual, sin importar clase social, política o zona de residencia. En la actualidad, nos encontramos presos por el miedo que en cualquier momento puede hacernos parte de las estadísticas de fin de año.

    Se trata de un presente trágico, que podemos cambiar con acciones claras. Esas pesadillas, podemos contrarrestarlas con el sueño de un mejor futuro, alcanzable en base a acciones transformadoras, orden y trabajo. De mi parte, he aportado con la legislación que es hoy día la Ley 631-16 de armas, con la cual buscamos combatir el tráfico ilegal de estas y asegurar que quien carece de las condiciones psicológicas, no acceda a ellas, poniendo en peligro a los demás y a sí mismo. Es un paso modesto, pero importante, dándole una herramienta al Poder Judicial para sancionar correctamente a quienes incurren en las prácticas nocivas.

    Necesitamos transformar nuestros cuerpos armados para librarlos de las infiltraciones del crimen organizado, tenemos que reordenar el gasto público para destinar los recursos necesarios a la creación de empleos de calidad, el combate al crimen; y como país, debemos recuperar nuestra cultura de paz, de modo que no repliquemos las conductas antisociales y violentas.

    Es el mejor tributo que podemos darle a quienes los sueños les fueron robados. Asegurar que quien hoy sueña, no será víctima de la violencia, recibiendo la protección de su derecho más sagrado, el derecho a la vida y la búsqueda de la felicidad.
    Despertemos de la pesadilla insegura y materialicemos el sueño de la paz con orden y trabajo.

  • Ito Bisonó se solidariza con las Fuerzas Vivas de Moca

    El pre-candidato Presidencial, Ito Bisonó, expresó su solidaridad con las Fuerzas Vivas de la Provincia Espaillat, quienes en espacio pagado en los principales diarios de circulación nacional el pasado miércoles 25, manifestaron su preocupación ante el estado actual de deterioro que presentan las vías de comunicación e infraestructuras tras las lluvias causadas por los huracanes Irma y María, así como otros fenómenos recientes.

    “Hablamos de una provincia productiva, con un peso importante en la economía de todo el país, principalmente guiada por pequeños empresarios con granjas y sembradíos altamente productivos. Un gran ejemplo del espíritu emprendedor, el cual ve golpeada su oportunidad de florecer cuando las lluvias y tormentas azotan con más fuerza. No podemos dejar a su suerte a una tierra que tanto significa para el resto del país.” Resaltó Bisonó.

    La Provincia Espaillat es de economía mayormente agropecuaria, teniendo gran producción de yuca, plátano, café, pollos, cerdos, huevos y leche. Dicha producción se ha visto disminuida en los últimos años por las fallas en la infraestructura disponible, abatida por los fenómenos de la naturaleza, los cuales incrementan los costos de producción y afectan la calidad de los mismos, causando grandes pérdidas a estos pequeños y medianos productores.

    “En momentos que estamos discutiendo el presupuesto nacional para el año 2018, es preciso revisar las prioridades antes de la asignación de las partidas definitivas. Todavía en el país tenemos un alto grado de gasto improductivo y eso queda dolorosamente visible cuando vemos la falta de disponibilidad de recursos a la hora de acudir al rescate de las comunidades afectadas.

     Urge replantearse el manejo fiscal de la nación de modo que la frugalidad nos permita hacer frente a los reales y necesarios reclamos de inversión. Tenemos que pasar del actual modelo hacia uno de inversión en capital en las áreas que nuestro país demanda para traer la verdadera prosperidad en igualdad de oportunidades para todos los ciudadanos.

     Casos como el de Moca se repiten en otras provincias así como en la capital y tenemos que dejar atrás la respuesta de que no hay dinero. Si hay recursos,  pero están mal asignados.” Concluyó el dirigente político.

    Espaillat tiene una población de alrededor de 340,000 habitantes y aporta el 7% del Producto Interno Bruto (PIB) de la República Dominicana.

Page 1 of 812345...Last »